Canadá en tren: una experiencia única (y barata)

Canadá

Ya he hablado de cómo viajar en tren por Europa y la experiencia que llevo hasta el momento en Japón con su maravillosa red de trenes, pero ¿qué tal en América del Norte? A diferencia de los países europeos, Canadá es un país muy grande por lo que recorrer la distancia de Montreal a Vancouver equivale a cruzar toda Europa pero con la diferencia de que es un viaje más tedioso, las distancias son larguísimas entre ciudades importantes y la mayor parte del tiempo lo único que ves son las llanuras; en Europa ves ciudades, pueblos, la campiña, los trenes son más rápidos, puedes detenerte en varias ciudades y países, en Canadá… bueno, no es la mejor manera de viajar en tan vasto país (menos si consideramos que no hay trenes de alta velocidad como sí los hay en Europa y en países muy grandes como China y Rusia) pero en algunas ocasiones te puede salir más barato que viajar en avión y te ahorras mucho dinero en hospedaje. Continuar leyendo “Canadá en tren: una experiencia única (y barata)”

¿Viajar y trabajar en el extranjero? Mi experiencia con la Working Holiday Visa (Canadá)

Working Holiday Visa

 

Si tienes menos de 30 años y sabes inglés (o francés), ¡esta entrada es para ti! Si tienes menos de 30 años y no sabes inglés (o francés) ponte en contacto conmigo aquí que yo te ayudaré, ¡soy maestro certificado! Si no cuentas ni con la edad ni con el idioma inglés (o francés, soy repetitivo aquí ya que en la provincia canadiense de Quebec se habla francés), no te preocupes, pronto hablaré de alternativas para ti que quieres viajar y trabajar al mismo tiempo. Por lo pronto hoy hablaré sobre las preciadas Working Holiday Visa (Visas de trabajo de vacaciones), en especial la que yo tuve: la Working Holiday Visa canadiense. Continuar leyendo “¿Viajar y trabajar en el extranjero? Mi experiencia con la Working Holiday Visa (Canadá)”

Viajar por el mundo y trabajar como au pair

Au pair

 

Hay mitos y realidades sobre todas las cosas que conciernen tanto a los hombres como a las mujeres viajeras, por un lado se dice que el hombre tiende a viajar más porque el mundo es más “seguro” para él y lamentablemente es una realidad en algunos lugares del mundo en donde el machismo aún prevalece (México incluido); aunque eso no significa que no haya viajeras, al contrario, en mis viajes he encontrado a más viajeras que viajeros, la mayoría viaja con otras viajeras mientras que los viajeros suelen hacerlo normalmente sin compañía (a menos que sean ingleses o australianos que viajan y beben con otros borrachos como ellos) aunque en países relativamente “seguros” es fácil verlas en las estaciones de trenes, hostales, museos, parques, pubs, etc. disfrutando del viajabundeo solitario sin que las molesten aunque no falta el australiano (en otra entrada hablaré sobre por qué los australianos son los peores viajeros del mundo) que las hostigue. En un hostal de Zagreb, Croacia una viajera estadounidense se acercó a mí y me dijo que la ayudara a quitarle de encima a un australiano ebrio que la acosaba constantemente; así lo hice. Dicho sea de paso a mí también me ha costado mucho quitarme a esos borrachos de encima, es una de las contras que tiene el siempre quedarme en un hostal. Pero afortunadamente hay más ventajas que desventajas si se es una viajabunda solitaria y aquí te diremos cuáles son. Continuar leyendo “Viajar por el mundo y trabajar como au pair”