¿Quieres viajar a Japón sin pagar hospedaje y no gastar tanto en transporte?

 

¿Viajar a Japón sin pagar hospedaje? Sí, esta entrada no es un clickbait, es verdad y es hasta el momento mi entrada más larga en el blog pero les aseguro que valdrá la pena. Ahora bien, ¿no sabes hablar otro idioma? ¿No sabes ni siquiera inglés? Entonces esta entrada no es para ti. Saber inglés es esencial y obligatorio si quieres hospedarte completamente gratis en un país como Japón, o cualquier otro país (hasta lo gratuito tiene un “costo”). Contáctame si quieres aprender inglés rápido, barato y con lecciones privadas presenciales o en línea (digo, de algo he de vivir, ¿no?). ¿Ya sabes hablar inglés? Entonces continúa leyendo.

Japón es considerado uno de los países más caros del mundo y en cuestiones de hospedaje sí que lo es pero se puede sobrevivir con un relativamente bajo presupuesto si eres inteligente (y si puedes limitarte en muchos lujos). También hay que considerar que hay que alejarse de las grandes ciudades si no se quiere gastar tanto pero incluso en esas grandes ciudades puedes dormir gratis. Antes estaban en boga (hoy ya no tanto) servicios como Hospitality Club y Couchsurfing. Ahora Couchsurfing tiene un costo “premium” y eso le quita el mérito que antes tenía; ahí puedes recibir a un desconocido en tu casa y a cambio tú puedes hacer lo mismo en otros países; yo lo usé en varias ocasiones, recibiendo a viajeros en mi casa en Guanajuato o yendo a sus casas en Alemania, Francia, España y Bélgica (donde los usé más), sin embargo algunas veces el host (anfitrión) me quedaba mal y tenía que arreglármelas para buscar hospedaje. ¿Se imaginan estar a la una de la mañana en Santander, España con una maleta y dos mochilas recién llegado de México? Bueno, a mí me pasó y tuve que caminar sin rumbo fijo hasta encontrar una pensión en la que tuve que pagar alrededor de 24 euros (480 pesos) por esa noche; me sucedería también en Bruselas en donde, por fortuna, había un hostal arriba del café en donde me estaba comiendo las uñas de ansiedad cuando me cancelaron mi estadía en la casa de mi host, sin embargo otras experiencias fueron geniales pero decidí mejor quedarme en hostales para no tener problemas similares.

Gastar en hostales es siempre más barato que gastar en un hotel pero no más barato que quedarse gratis, obviamente, con alguien. Por fortuna muchos hostales ofrecen la estadía gratis si aceptas trabajar un par de horas por día con ellos en limpieza o en recepción. “Oye, ¿pero trabajar mientras vacaciono? ¡No!” Ten en cuenta que un viajero no vacaciona, un viajero tiene experiencias y qué mejor que trabajar en un país extranjero, conociendo personas y laborando pocas horas. Si realmente quieres ir a descansar mejor busca un hotel, ni en Couchsurfing puedes ser tan perezoso ya que mínimo hay que ayudar al anfitrión a limpiar la mesa después de comer.

En ciudades como Tokio podrías alquilar un cuartito en el centro de la ciudad en Airbnb (o como yo llamo “el Couchsurfing de los ricos”) y desembolsar no menos de 8 mil pesos mensuales o irte a la periferia y pagar 5 mil pesos pero a eso hay que sumarle el costosísimo (y muy eficaz) transporte público de la ciudad. En un hostal céntrico te ahorrarías todos esos gastos si eres el afortunado empleado temporal; evidentemente en las grandes ciudades muchos viajeros llegan a pedir esa chamba temporal y los “elegidos” tienen que trabajar en hostales llenos de viajeros sucios por lo cual las jornadas laborales ascenderían hasta en cuatro horas o si no al menos terminarías más cansado. Mejor busca otras alternativas en el interior del país, yo busqué y encontré esa alternativa en Beppu.

Beppu es una de las ciudades más turísticas del sur de Japón (junto con Hiroshima) y es la que tiene más onsen (aguas termales de origen volcánico) en el país, se encuentra localizada en la isla mayor más sureña de Japón, Kyushu, una isla volcánica y propensa a los terremotos. El hostal en el que me estoy quedando, Cabosu Guesthouse. es muy moderno y hasta el momento ha sido el único hostal japonés en el que he estado que cuenta con cocina completa (lo que es un alivio). Además Cabosu Guesthouse es el único lugar del mundo (próximamente Osaka) en donde puedes leer mi novela gratis La guerra de los dos segundos y el Ministerio de la No-Historia, un drama de retro ciencia ficción que fue parte de mi tesis de licenciatura de Historia (porque la Historia no tiene que ser escrita de manera aburrida) y la puedes adquirir aquí en formato digital y aquí en formato físico (¿quién habló de publicidad?). En próximas entradas hablaré más sobre Beppu, Kyushu, los onsen y lo que puedes hacer aquí. Aquí lo importante es señalar que puedes llegar aquí a quedarte gratis el tiempo que quieras (a partir de un mes como mínimo) siempre y cuando estés dispuesto a trabajar un poco a cambio de una cama (y de hablar de mi novela, claro está). Ponte en contacto en Cabosu Guesthouse.

¿Y cómo llegar a Beppu? Aquí sí tienes que gastar pero no necesariamente tanto. Lo importante aquí es empezar gastando desde México o del país de origen del viajero. ¿Cómo? Adquiriendo un JR (Japan Rail) Pass que es un pase que puedes comprar aquí y que sirve para tomar de manera ilimitada los trenes que quieras en Japón de la compañía Japan Railways por una cantidad de días que van desde los siete hasta los veintiuno de manera consecutiva (o sea que si empiezas el 1 de enero a usarlo el día 7 de enero se te vence). No incluye el servicio de Metro pero prácticamente todo Japón está repleto de estaciones y líneas JR, en especial Tokio, por lo que en Tokio podrías pasarte en estos trenes sin tocar el Metro y así no gastar tanto en transporte; antes había dicho que el transporte en Tokio es carísimo, esto puede ser subjetivo ya que para algunos 40 pesos por un trayecto no es mucho y para otros sí, pero considera que vas a usar varias veces los trenes. Para darse una idea, en tres días en Tokio me subí a los trenes de JR e hice un cálculo de que habría gastado más de mil pesos por separado pero con el JR Pass (que me costó 5550 pesos) cubrí todo eso además de que el mismo pase me llevó hasta Kioto en un shinkansen (tren bala) que por separado me habría cobrado 3200 pesos y de allí a Beppu en varios trenes (3500 aprox.), de allí no sólo ya saqué ventaja de mi pase sino que incluso me sobró tiempo de viajar a otros lados en Kyushu y al sur de la isla de Honshu como Hiroshima. El costo total de lo que gasté fue de 11,000 pesos con un pase que me costó la mitad.

Ya hablaré más a fondo del JR Pass en otra entrada (y sobre cómo usarlo y aprovecharlo al máximo) pero por lo pronto lo básico está dicho: el costo es de aprox. 5550 más gastos de envío (300 pesos aprox., lo envían desde Francia) y con él te moverás por todo Tokio y Japón sin comprar más boletos de trenes ni preocuparte por usar las complejas máquinas expendedoras de boletos ni nada más. Eso sí, tienes que valorar si vale la pena el JR Pass, no es para todos si tu itinerario no incluye muchas ciudades o varias distancias, por favor checa este enlace de Hyperdia que es un buscador de horarios y precios de trenes en Japón para que puedas contrastar el precio del JR Pass con los viajes que harás en Japón, si te sale más barato comprando boleto por boleto (como yo lo hice en Europa aquí) no compres el JR Pass, pero si te sale más caro entonces adquiere el pase como lo hice yo (vale más la pena el Pass japonés que el europeo a mi parecer, ya después ahondaré en esto). ¿Pero sólo siete días? ¿Y si me quedo más tiempo? Hay opciones (más caras) de extender tu Pass o como hago yo (ya que mi estadía en Japón es larga): buscar una aerolínea low cost para eventualmente regresar a Tokio. Tomaré un vuelo de Fukuoka a Osaka por sólo 5800 yenes (920 pesos e incluyendo una maleta facturada) por la aerolínea low cost Peach (ni Volaris o Interjet cobran tan barato por un trayecto que es más o menos como de Guadalajara a Puebla). Pero hasta que no experimente ese vuelo (hasta julio) no podré hablar más del tema.

No es éste el único tema del que hablaré de este fascinante país así que mantente informado en nuestras redes sociales como Facebook para saber más sobre cómo viajar con bajo presupuesto a Japón y a otros países. Pero no olvides, y aquí quiero ser muy claro como lo fui en las entradas sobre cómo trabajar en Canadá y como au pair, que si no sabes inglés mejor ni lo intentes, nos puede gustar o no pero el inglés es el idioma universal y más en un hostal, ya sea en Francia, Rusia, Serbia o Japón tienes que hablar en inglés si vas a trabajar para ellos, al viajar no importa si hablas la lengua del país o no, puedes ir a China sin saber mandarín o inglés (aunque será difícil la comunicación) y comprar cosas y comer en restaurantes pero al trabajar es esencial hablar mínimo inglés.Yo aquí ando intentando un poco de japonés. Matané!